domingo, 1 de noviembre de 2015

El Esequibo y algo más





GUSTAVO MÁRQUEZ MARÍN:




A la diplomacia venezolana le toca actuar con mucha agilidad, prudencia y firmeza para desmontar el plan del Departamento de Estado que busca sacar fuera del ámbito diplomático, del Acuerdo de Ginebra (1966), de las negociaciones bilaterales facilitadas por el “buen oficiante” designado por la ONU, el diferendo limítrofe venezolano-guyanés sobre el Esequibo


Para lograrlo, quiere provocar un conflicto entre Guyana y Venezuela en el cual actuaría como doliente y aliado del gobierno de Mr. Granger, porque estaría comprometida “su seguridad nacional” al afectarse los intereses de la ExxonMobil. A esta le fue asignada ilegalmente una concesión petrolera (Bloque Stabroek) en un área marítima correspondiente al territorio en reclamación, extendida hacia la plataforma del Delta del Orinoco, invadiendo la fachada atlántica venezolana. 


En su afán de recuperar el terreno perdido en Latinoamérica y el Caribe con el debilitamiento de la OEA y el fortalecimiento del bloque regional en construcción, el imperio avanza para romper los eslabones articuladores de éste. Pretende utilizar a Guyana como pivote para desbaratar a Petrocaribe, buscando herir de muerte la Celac y debilitar la Unasur mientras impulsa la Alianza del Pacífico -Chile, Perú, Colombia y México- como antesala para resucitar el Alca. 


Al tiempo que intenta imponer su agenda de guerra en la región, continúa moviendo sus tentáculos nauseabundos para desestabilizar los gobiernos progresistas y de izquierda de Argentina, Brasil, Ecuador, Bolivia y Venezuela, mientras contradictoriamente le “tiende su mano” al gobierno de Cuba. Detrás del telón están impacientes las transnacionales frotándose las manos, ansiosas por concretar jugosos negocios con la venta de armas y el acceso preferencial a un vasto yacimiento petrolífero. 


En el impasse con Guyana está en juego algo más que el rescate del Esequibo, del cual fuimos despojados a través del laudo arbitral írrito (1899). Se decide también si preservamos la salida del Orinoco al Atlántico, el proyecto de la Patria Grande y la paz en la región. En este contexto, el respaldo unánime de la AN a las acciones que viene adelantando el presidente Maduro convoca a la unidad de todos en defensa de la soberanía nacional.

2005 La Guayana Esequiba – Zona en Reclamación. Instituto Geográfico Simón Bolívar  Primera Edición

Nota del editor del blog:

Al referenciarse a la República Cooperativa de Guyana se deben de tener en cuenta los 159.500Km2, de territorios ubicados al oeste del río Esequibo conocidos con el nombre de Guayana Esequiba o Zona en Reclamación sujetos al Acuerdo de Ginebra del 17 de febrero de 1966.

Territorios estos sobre los cuales el Gobierno Venezolano en representación de la Nación venezolana se reservo sus derechos sobre los territorios de la Guayana Esequiba en su nota del 26 de mayo de 1966 al reconocerse al nuevo Estado de Guyana:

“...por lo tanto, Venezuela reconoce como territorio del nuevo Estado, el que se sitúa al este de la margen derecha del río Esequibo y reitera ante la comunidad internacional, que se reserva expresamente sus derechos de soberanía territorial sobre la zona que se encuentra en la margen izquierda del precitado río; en consecuencia, el territorio de la Guayana Esequiba sobre el cual Venezuela se reserva expresamente sus derechos soberanos, limita al Este con el nuevo Estado de Guyana, a través de la línea del río Esequibo, tomando éste desde su nacimiento hasta su desembocadura en el Océano Atlántico...”


LA GUAYANA ESEQUIBA

http://laguayanaesequiba.blogspot.com/2008/01/la-guayana-esequiba.html



Terminología sobre cómo referenciar la Zona en Reclamación-Guayana Esequiba.





Mapa que señala el Espacio de Soberanía Marítima Venezolana que se reserva, como Mar Territorial mediante el Decreto Presidencial No 1152 del 09 de Julio de 1968